Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
Hostelería  Formación De Nuevos Emprendedores.

El Problema del Restaurante Vacío.

8 Mayo 2013 , Escrito por José María Cal Etiquetado en #Formación

Es obvio que el objetivo número 1 de cualquier negocio de hostelería, ya sean restaurantes, tabernas, tascas, bares o cafeterías, es el de poseer  y aumentar clientes. Sin los comensales el negocio no progresará adecuadamente y por tanto estará, desgraciadamente abocado al cierre.

http://1.bp.blogspot.com/-LE2Ut7r55Uw/UYYaIiGwm0I/AAAAAAAAKLQ/ZqUiOXduOrI/s640/DSC_0012.JPG

Todo emprendedor que se vaya  a iniciar en esta actividad, debe tener como prioridad Nº1,, el estudio de esta situación y no infravalorarla o ignorarla. Es de vital importancia. 

Después de tratar a lo largo de mi vida, con cientos de establecimientos hosteleros -incluyendo el mío-, y observar sus resultados, su comportamiento; de analizar los porqués de sus éxitos y fracasos, de realizar un profundo estudio psicológico de las actitudes de los seres humanos, probablemente puedo acercarme a  explicar las razones por las que muchos restaurantes, bares o cafeterías padecen este problema.

¨Recuerdo en una calle ancha y amplia de una localidad costera bañada por el Mediterráneo, en la que se sucedían numerosos negocios de hostelería. La competencia era enorme -que por otro lado es lo que sucede en la actualidad, pues la saturación es excesiva-. En el centro de aquella calle se situaban dos locales separados ambos por tan sólo una veintena de metros. El primero tenía un éxito enorme, estaba casi siempre abarrotado. Aquella noche esto era lo que ocurría; mientras el otro local (un excelente restaurante, con idéntica terraza,  buenos productos y platos), estaba completamente vacío. Todos sus integrantes -después de tanta espera- habían dejado sus puestos de trabajo y se aglomeraban unos sentados y otros de pie, alrededor de la puerta de entrada. Todos con sus uniformes de  cocineros y camareros esperaban expectantes la llegada de algún cliente. 

     La imagen era patética. Les aseguro que cualquier cliente que llegase, jamás entraría, pues el espectáculo era aterrador.

   Realmente me produjo una profunda congoja y tristeza: ver a todos aquellos excelentes profesionales, esperando, sin trabajo y con la terrible amenaza de la peor sombra, que a buen seguro terminaría por invadir aquel negocio: el cierre¨.

Es un mal terrible que padecen algunos establecimientos, de difícil corrección y que en un porcentaje importante obliga a la clausura; a lugares que quizás sean excelentes pero por las circunstancias que ahora explicaremos, fracasan.

Si este virus contagia a nuestro local, deberemos luchar contra él, por encima de cualquier otra necesidad o prioridad que tengamos. Jamás permitir que esta situación se prolongue en el tiempo, porque la enfermedad se irá extendiendo hasta llegar a los comensales: que no entrarán a disfrutar y consumir en nuestro querido establecimiento.

El problema es de tal importancia, que puede llegar a generar un circulo vicioso, donde el cliente que entra se encuentra sólo, es centro de las miradas de los trabajadores, se siente incómodo: él, el consumidor sólo quiere disfrutar de su consumición relajadamente sin sentirse observado, eso es lo que más odia, lo que más le incomoda, es ese silencio, esa ausencia de jolgorio y alegría que provocan los demás amigos o compañeros de estancia. Este cliente que ha entrado porque le gusta el lugar, porque tiene presentadas sus especialidades de forma atractiva y sugerente, porque esta agradablemente decorado y diseñado, no volverá más.

   Entonces el círculo vicioso puede empezar a girar. Los clientes no entran porque el lugar está vacío y está vacío porque no entran clientes.

http://1.bp.blogspot.com/-PCVWC1UvVQo/UYYpbDO1_fI/AAAAAAAAKLg/_blzdnJgoIQ/s640/cena-de-reyes-tudela_1.jpg

    © Imagen perteneciente a la web: www.noticiasdenavarra.com

¿Cómo podemos evitar o resolver este problema?. Vamos a describir algunas propuestas: 

-1. Desde el primer momento de la inauguración  tendremos presente esta amenazante infección. En la apertura del local, deberemos realizar una jornada inaugural, invitando a amigos, familiares, vecinos y cuantos podamos atraer.

  -2. Los primeros meses se realizará publicidad de ofertas muy atractivas, para incitar a los potenciales consumidores a elegir nuestro negocio. Ofertas como “5 quintos en cubilete de hielo picado a 3 €” o “Bebida con tapa gratis” o “Comida o cena para dos, regalo botellín de cava”. Almuerzos y Menús muy económicos, -pero sin descuidar la calidad-, ya que esta  debería ser una seña de identidad de nuestro negocio. Las posibilidades son enormes. 
    Probablemente no será rentable, (
para eso tenemos el fondo de reserva) pero no nos debe importar, lo prioritario es que el negocio tenga una apariencia de funcionamiento, que entren y salgan clientes. 
    Las ofertas que deben mantenerse continuas los primeros meses hasta que se estabilicen los consumidores, deben ir acompañadas de promoción mediante buzoneo, ofertas en nuestra web de Internet; en definitiva darlas a conocer al público.

    Sobre Internet, Redes sociales y blogs, también hablamos en el libro. En cualquier caso, deseo desarrollar alguna idea acerca de nuestra web. 

    Para los emprendedores o cualquier empresario que desee iniciarse en este apasionante mundo de la restauración, los gastos es uno de sus mayores quebraderos de cabeza. No sólo los gastos de inversión, sino los de mantenimiento. 
   Existen numerosos negocios que no poseen web propia: gran error. Esto es imprescindible. Entiendo que es un gasto incómodo y a veces

   La gran ventaja, además de tener la web, es que no tendremos que invertir en las actualizaciones de contenido, sino que nosotros mismos -por ejemplo dedicarle unas horas a la semana- podremos añadir o variar todo lo que queramos de la web y de una forma gratuita.

   Un ejemplo claro es mi propia web: www.books-josemariacal.com. Es una web gratuita de Blogger.

    -3. En las medidas de lo posible, me refiero a las condiciones meteorológicas, la terraza siempre estará montada y arreglada. Las puertas del establecimiento siempre abiertas, para invitar y facilitar al comensal a que entre.

   -4.  Insistir a amigos y familiares a que vengan a comer o a cenar con frecuencia. 

   -5. Jamás bajo ningún concepto abramos un negocio copiando el éxito de una taberna o cafetería que este situada muy cerca de nuestro local. Será muy difícil o casi imposible captar clientes que ha fidelizado la competencia con su esfuerzo y su tesón.

  -6. Como explicamos en el capítulo 4 del libro, Búsqueda del local; observaremos con detenimiento cuales son las razones, por las que, los negocios a nuestro alrededor tienen abundantes clientes.
 -7. Debemos ser muy activos en el barrio. Visitar colegios o institutos para ofrecerles comidas o cenas sobre cualquier acontecimiento que celebren. Acudir a la parroquia cercana y presentar nuestro restaurante para bautizos, comuniones y  pequeñas bodas. Visitar el polígono más cercano (sobre todo en los pueblos; los trabajadores de estas empresas suelen celebrar comidas y cenas). Hablamos profusamente de todo esto en el
capítulo 12 del libro.

   Finalmente, otra de las razones, aunque parezca estúpido o irreal, será el factor suerte. Este sustantivo parece ser que también influye. Es un verdadero misterio, pero en ocasiones, los clientes se decantan por un establecimiento y no por otro, sin que después de analizarlo encontramos las razones. Les aseguro que no las hay. Simplemente es azar y suerte. Espero que ustedes, amigos, la tengan.

Compartir este post

Repost 0
Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post