Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
Hostelería  Formación De Nuevos Emprendedores.

Vega Sicilia, del la Ribera del Duero a la Rioja

28 Agosto 2010 , Escrito por Abraham Pineda Etiquetado en #Bodegas de España

Los primeros vinos de Vega Sicilia en Rioja saldrán al mercado en 2012, a un precio módico, entre 18 y 20 euros, y exclusivamente de la uva tempranillo.

Día 28/08/2010 - 10.31h
Vega Sicilia, una de las bodegas más importantes del mundo, acaba de abrir un nuevo camino en la zona de La Rioja y emprende a la vez una senda distinta en sus vinos de Ribera del Duero. Vega Sicilia tendrá en el mercado dos nuevos vinos en 2012, con un precio estimado de su elaboración superior de 18-19 euros, ambos pertenecientes a la Denominación de Origen Calificada Rioja. Y en Ribera del Duero, están a punto de concluir las obras de su nueva nave de elaboración, concebida para un modo distinto de entender el vino desde el viñedo.

nullF.J. De las Heras.

Pablo Álvarez, director de las Bodegas Vega Sicilia

La operación de la D.O.C. Rioja comenzó hace siete años con la compra poco a poco de viñedos a agricultores, sobre todo en la zona de San Vicente de la Sonsierra. Hasta 110 hectáreas de viñedo, principalmente pequeñas parcelas, aunque tienen una de 35 hectáreas, que le han permitido cosechar 120.000 kilos de uva de la añada 2009, primera que saldrá al mercado.
Este proyecto es fruto de la unión del barón Benjamin de Rotschild con Vega Sicilia, en una sociedad participada al 50 por ciento, con una inversión aproximada de 26 millones de euros. La sociedad resultante está presidida por Arianne de Rotschild y el consejo de administración tendrá seis miembros, tres por cada uno de los grupos.
 
Como debe ser en este mundo, el proyecto es a largo plazo y los mejores resultados se podrán contemplar a partir de 2020, aunque es seguro (teniendo en cuenta ambas casas) que el primer vino que se ponga a disposición del público dentro de dos años será excelente. Ya se ha decidido que la primera elaboración sea exclusivamente de tempranillo, que sea un genérico de Rioja y no contenga las palabras crianza o reserva. En esta primera añada se pretende que el precio se mantenga por debajo de 20 euros, según explicó el director general de Vega Sicilia, Pablo Álvarez, a ABC: «Estará en 18 o 19 euros».
 
Pablo Álvarez no es partidario, en su caso, de incluir la palabra crianza o reserva en la contraetiqueta de ninguna de sus nuevas elaboraciones porque ello implicaría tener que elaborar el vino de acuerdo a determinadas normas con respecto al tiempo de permanencia del vino tanto en barrica como en botella, así como del tamaño de las barricas y otras condiciones que no tienen por qué ser las mejores para sus nuevos vinos. Se ha optado también porque la elaboración provenga de una sola variedad (tempranillo), aunque no se excluye en un futuro acompañarle con otras variedades como graciano, mazuelo o garnacha. No existe bodega en propiedad aún, cuestión que puede quedar resuelta pronto. Las elaboraciones de 2009 y 2010, y probablemente la de 2011, se realizan en una bodega alquilada en el municipio de Leza, al pie de la carretera que va desde Laguardia a Samaniego.
 
A muchos cientos de kilómetros al suroeste de la Rioja Alavesa, vive la sede principal de Vega Sicilia, entre Quintanilla de Onésimo y Peñafiel. Allí, Vega Sicilia acabará antes de la nueva vendimia (que en su caso se plantean a partir de la segunda decena de octubre) su nueva nave de elaboración, con 3.000 metros cuadrados, con 21 nuevos depósitos de madera y otros 36 de acero para la fermentación alcohólica. La clave está en realizar microvinificaciones en bodega a partir de las distintas características y suelos del viñedo. «No vamos a descubrir América. Lo único de lo que se trata es de hacerlo mejor», explica Pablo Álvarez, y añade: «Vamos a elaborar con mayor calidad, si cabe».
 
Así, además, podría coincidir en fechas la máxima expresión de los suelos de Rioja a través de los vinos de Vega Sicilia ya en un estado sobresaliente, con los nuevos Vega Sicilia de Ribera de Duero gracias a la nueva nave de elaboración. Y es que hay que tener en cuenta que en condiciones normales un Vega Sicilia aparece en el mercado diez años después de ser cosechada la uva. En la actualidad se encuentran en el mercado las añadas 1999 y 2000, y en el 2012 será el momento del 2002. Vega Sicilia 2001 no saldrá al mercado ya que toda la uva se destino al Valbuena.
 
Este es el presente y parte del futuro de esta mítica marca española de vinos. Otro trozo de futuro quizá se escriba pronto, cuando Pablo Álvarez encuentre entre los viñedos de Burdeos lo que supuestamente busca desde hace algún tiempo: un vino de Burdeos con el apellido Vega Sicilia.
De la nada a la botella
 La realidad de Vega Sicilia en La Rioja nació de la nada y en dos años sus primeras elaboraciones estarán en el mercado a disposición del público. Aquí les queremos ofrecer, con la ayuda de una joven y brillante enóloga como es Mónica Peñas (Bodegas Qumrán), cómo imitar a Vega Sicilia.
Evidentemente, lo primero es disponer de una cantidad de dinero suficiente, que siempre dependerá de la opción que elijas para tener tu propio vino, desde comprar vino a granel, embotellarlo y venderlo (opción menos costosa) a comprar tierra, plantar viñas, construir una bodega, comprar depósitos, barricas… (opción más costosa).
 
En cualquier caso, la palabra «paciencia» es fundamental en este negocio, que también supone una forma de vida. Repetimos, la «paciencia» es clave. Como consejo, creo que la mejor posibilidad no es comprar tierra y plantar, porque la primera cosecha se suele recoger (para elaborar vino) entre los años tercero y décimo. Y tampoco construir bodega antes de saber qué vino se está obteniendo. Lo lógico es la opción tomada por Vega Sicilia en Rioja: comprar viñedo y alquilar una bodega para empezar a elaborar vino. Otra posibilidad es arrendar viñedo y realizar un seguimiento del mismo o controlar directamente el viñedo arrendado y que el viticultor se atenga a lo que diga tu enólogo. Y en último caso sería comprar uva.
 
Cualquiera de estas opciones te lleva a la necesidad de contar posteriormente con suficiente maquinaria para poder elaborar vino, maquinaria que si alquilas parte de una bodega ya contarás en su mayoría con ella, como depósitos y maquinaria necesaria para la vendimia, aunque es preferible tener en propiedad al menos bombas de remontado y mangueras. Si pretendes que el vino pase un tiempo en barrica necesitarás tantas como volumen de vino a elaborar, teniendo en cuenta que las barricas habituales son de 225 o de 300 litros.
Y al fin, cuando el enólogo considere que el visto está listo para consumir, una embotelladora, aunque no es necesario contar con una en propiedad. Puede ser así, pero en principio es preferible usar la bodega donde estés alquilado, o alquilar una. El proceso está acabado cuando el vino está en el mercado, que desde la cosecha supone un tiempo mínimo aproximado de unos tres meses, uno medio de dos años y un máximo de diez años.ABC

Compartir este post

Repost 0
Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post